Cómo la oxitocina sintética influye en la instauración y duración de la lactancia materna

Por Ángeles Cano

Leemos en un artículo publicado el pasado 12 de noviembre en el Diario Sur sobre un estudio en Andalucía: “Un equipo de investigación formado por especialistas de la Unidad de Gestión Clínica de Ginecología y Obstetricia del Hospital Regional de Málaga y psicólogos del Departamento de Psicología Evolutiva y de la Educación de la Universidad de Málaga han sido galardonados por la Sociedad Andaluza de Ginecología y Obstetricia. El trabajo premiado pone de manifiesto que la oxitocina sintética utilizada en el parto…influye en el inicio y duración de la lactancia materna. Así, a mayor dosis de este fármaco administrado…y más tiempo de uso, existe una menor probabilidad de iniciar la lactancia natural.”

¿Así que la oxitocina sintética, este famoso “gotero” durante el parto, perjudica a la lactancia materna?- ¿Sorpresa?

Parece que hasta que no haya un estudio español sobre este tema la sociedad médica de este país en general no tomará conciencia. A pesar de que estudios internacionales vienen demostrando desde hace muchos años el efecto nocivo de la oxitocina sintética y de que hay libros escritos sobre este tema (ver por ejemplo Marsden Wagner “Born in the USA: How a Broken Maternity System Must Be Fixed to Put Women and Children First") donde se habla claramente del peligro de la administración rutinaria y con bajo control de dosis de oxitocina sintética y sus efectos sobre la salud del bebé, la creación del vínculo, y la lactancia materna. Pero parece que esto no va con España.

¿Tiene que haber un estudio hecho en España y, más importante aún, en castellano, para que por fin se toma nota de este tema?

Ya escribimos hace tiempo sobre esto en los artículos Leyes antidopaje ... ¿Y qué pasa con el parto? (31 de diciembre 2010) y La oxitocina, un arma de doble filo (10 de mayo de 2011); donde hablamos claramente de los efectos que tiene la oxitocina sobre madre y bebé en el parto, pero parece que es ahora cuando “se descubre” con este estudio.

Resulta que las madres nos pasamos todo el embarazo preocupadas de no ingerir medicación que pueda dañar a nuestro bebé, y luego en el hospital antes y durante el nacimiento de nuestros hijos nos pinchan para administrarnos todo tipo de medicación y drogas. La administración de oxitocina sintética, haloperidol (un fármaco antipsicótico), dolontina y otras drogas durante el proceso del parto se sigue haciendo por rutina, sin preocuparse demasiado de una verdadera necesidad, de las dosis y de la duración del “tratamiento”, a veces sin habernos informado con antelación de sus efectos secundarios y sin nuestro consentimiento expreso. ¿De qué sirve no tomar paracetamol durante el embarazo si luego horas antes de nacer nuestros bebés reciben hormonas y otros fármacos que les alteran el comportamiento?

Por todo esto, la oxitocina sintética está catalogada como uno de los once medicamentos de alto riesgo, tanto por la Asociación Americana del Medicamento (FDA), como por el Instituto para el Uso Seguro de los Medicamentos (ISMP) de España, esto significa que “si se utiliza incorrectamente existe una gran probabilidad de causar daños graves o incluso mortales en los pacientes”.  Lamentablemente, en medicina se sigue aplicando la regla de que hay que demostrar que algo es malo para que se prohiba, después de haber hecho estragos durante mucho tiempo, en lugar de demostrar primero la necesidad de utilizarlo y su inocuidad. Luego hablan de ciencia. En fin.

Muy interesante también resulta que el estudio revela por primera vez datos que no suelen formar parte de las estadísticas accesibles al público. “Para la realización del estudio, los especialistas han entrevistado a más de 300 madres que dieron a luz en el Hospital Materno Infantil de Málaga en 2006 –de un total de 7.465 nacimientos-, de las que el 60% recibió oxitocina durante el parto.”  ¿Por qué se entrevista a madres en vez de analizar las historias clínicas? ¿Será porque tantas veces estos datos no se apuntan? Y las madres, ¿sabrán todas si han recibido oxitocina sintética o no?

Lo que sabemos es que como mínimo el 60% de las parturientas en el Hospital Carlos Haya de Málaga recibieron oxitocina artificial. No sabemos cuántos partos fueron inducidos, ni sabemos si estas mujeres recibieron oxitocina durante todo el proceso del parto o solo al inicio, y desconocemos las dosis administradas, pero esta cifra clama al cielo. ¿El 60% de las mujeres no fueron capaces de parir por sí solas? Sin duda esta cifra demuestra las malas prácticas existentes, las consecuencias de la medicina defensiva y la falta de confianza de muchos profesionales en la capacidad de la mujer para parir.

Habría que felicitar a la SEGO por ser capaces de ver por fin lo dañina que puede ser la oxitocina sintética y desear que todos sus miembros tomen nota. A ver si así, vemos próximamente un descenso en las tasas de uso de esta hormona tal y como se usa actualmente.

Una vez que se toma conciencia de las malas prácticas parece ser más fácil actualizarse y prestar una asistencia de calidad.

<
4

Comentarios

Imagen de Susan

Dichosa oxitocina... Droga que se administra sin ningún tipo de control antes y despues del parto... Pero, como bien dice el articulo, no es la única droga que se administra a las parturientas. Hay una "costumbre" muy arraigada entre los profesionales de la obstetricia, la famosa "media y media"... Cuando una mujer esta en fase preparto y presenta dolores, pero la dilatación no es la suficiente para administrar la epidural, se le pincha intramuscular la "media y media", una inyección de medio vial de dolantina y medio de haloperidol, es decir dos drogas potentes que son analgésico derivado de la morfina y sedante anti psicótico respectivamente. Esta practica siempre, el 100% de las veces que la he visto y administrado, se lleva a cabo exclusivamente por las noches para que la mujer "pueda descansar" y evidentemente el personal de sala de partos. En fin...

Imagen de Taciana

El paracetamol sí se puede usar durante el embarazo.

Imagen de Francisco José Pérez Ramos

Me gustaría destacar también un estudio realizado en España sobre los efectos de la administración de oxitocina sintética durante el parto en la alimentación y comportamiento del recien nacido/a. Es de la Dra. Ibone Olza (y colaboradores), compañera y conocida por muchos/as en esta asociación. Publicado en julio de 2012 en la revista Acta Paediatrica. El estudio se realizó en el Hospital Puerta de Hierro de Majadahonda.
http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/22452314
Un saludo.

Imagen de Paula García Salanova (Caipi)

Gracias por completar el artículo con este estudio, Francisco José. Mismos resultados... a ver si es posible que empiecen a darle a este tema la importancia que se merece.

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Email addresses will be obfuscated in the page source to reduce the chances of being harvested by spammers.
  • Email addresses will be obfuscated in the page source to reduce the chances of being harvested by spammers.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.