Entradas con la etiqueta Opinan nuestras socias

med_la_foto1.jpg
Por Ángeles Cano
 
Porque que un embarazo sea de riesgo no significa que el parto no pueda ser normal, y tampoco significa que el recién nacido vaya a tener problemas por defecto. Esto es como la presunción de inocencia, ¿no?
 
“Es que como eres de alto riesgo…” …por mucho que lo intente no recuerdo cuántas veces me dijeron esta frase en mi embarazo.
 
Y a fuerza de oírlo, es la propia embarazada la que luego pronuncia estas frases.
 
En cada consulta un pequeño paso más. Los obstetras se han formado en detectar todos los posibles riesgos, pero nadie les ha entrenado en dar confianza a las mujeres.
 
Etiquetas: 

04 Ene · Que no nos separen

med_copy_of_cheli2.jpg

 

Que no os separen.

 

Que no nos separen.

Que no nos separen de nuestros hijos.

Que no nos los arranquen en cesáreas innecesárias.

Etiquetas: 

harry_harlow.png

Aquellas crías de mono Rhesus (a las que previamente se había separado de su madre tras el nacimiento) eran colocadas junto a dos muñecos: el primero, construido en alambre y dotado de un soporte para el biberón; el segundo, carente de alimento pero fabricado en pelo para simular el tacto de la madre. Es bien sabido el resultado: la cría prefiere pasar la mayor parte del tiempo con esa mamá que le da calor con su mullidito pelo que la de alambre que le preporciona solo comida, a la que solo acude para comer en momentos puntuales en los que siente hambre.

29 Sep '16 · Fábula de embarazada

Por Diana Aragón García

Hoy he soñado, es la primera noche después de tres sin poder dormir debido a un potente resfriado. Me acosté relajada, Raúl estaba acompañando a Ernesto y yo libraba. Me puse calor para cuidarme los orzuelos que me han salido en este embarazo, estoy de 14 semanas, llena de achaques, varices gigantes, mal cuerpo….

Cerré los ojos y estaba en un mundo mágico y maravilloso, íbamos de viaje con la caravana, mi madre, mi hermana, mi hijo y yo, creo que había una cuarta mujer desconocida, no he visto su cara pero estaba claro que estaba ahí para ayudar.

Etiquetas: 

Hace unos meses se publicaba esta noticia de eldiario.es. La noticia, publicada el pasado 5 de Marzo, denuncia las llamadas contenciones mecánicas, usadas en las unidades de psiquiatría de los hospitales para inmovilizar a los pacientes allí ingresados. ”Medidas prohibidas en países como Reino Unido y con un informe de Naciones Unidas que insta a los estados a prohibirlas”.

med__dsc6289.jpg

Por Amanda Rodríquez

Hace unas semanas dejé de impartir clases de preparación al parto para una famosa aseguradora conectada con un hospital privado de Madrid.

Hace más de tres años que lo vengo haciendo en diferentes centros de esta aseguradora; al principio impartía muchas clases, me servía para ir perdiendo el miedo a hablar en público, soltarme y tener ciertos ingresos más o menos fijos al mes, que al ser autónoma me venían bien…

Tenía un perfil de parejas bastante diferente al que estoy acostumbrada; salvo excepciones, las parejas con las que me encontraba no habían tratado con una matrona durante su embarazo, tenían bastante miedo al parto y no poseían información sobre el curso normal de su embarazo, sólo una carpeta con mil analíticas, ecografías y pruebas.

25 Jul '16 · Reflexión desde Málaga

El día que nos llamó la supervisora de Obstetricia del Hospital Materno infantil de Málaga, responsable de la dirección de la Unidad de Gestión Clínica de Ginecología y Obstetricia, para pedirnos colaboración y mejorar la atención al parto en su hospital, no daba crédito... Era un sueño cumplido.

Su propuesta era reunir a distintas asociaciones y organizaciones, no todas relacionadas con embarazos y partos, pero sí con la mujer y la infancia, para escuchar las demandas de las usuarias y mejorar su labor diaria.

“Denuncian que pasan las noches tirados en el suelo o en sillas incómodas por la falta de un lugar adecuado para descansar”
 
med_uci-materno647.jpg
 
Más que la noticia, me chocó la imagen que le acompañaba. Mi primera asociación fue con algún país del tercer mundo –qué equivocadas estamos con nuestros prejuicios- hasta que me fijé en esa bolsa de un supermercado español en la derecha de la imagen, la misma que tengo yo en mi casa. Y comprobé que, efectivamente, se trataba de un hospital español.
 

Por Teresa Sanjurjo

Cuando afronto el tema de las cesáreas, una punzada remueve mi corazón. Yo no he tenido ninguna, mi hija y mi hijo nacieron en dos partos normales, profundamente respetados y acompañados, una en un hospital y el otro en casa. Pero varias de mis amigas sí que han tenido cesáreas, y yo las he escuchado, las he acompañado, e incluso he llorado junto a ellas. En algunas ocasiones he sentido rabia, una rabia que me sale de las entrañas, cuestionando ¿por qué? No era necesaria...

Etiquetas: 

Por Marta Barragán Rodríguez

Cuando alguien lee una sentencia que estima, aunque sea de forma parcial, las pretensiones o pedimentos de quien ejerce su derecho a defender lo que considera que legalmente le corresponde, todos, o al menos la mayoría, podríamos pensar que el resultado (aunque no sea íntegramente lo pedido) recompensa a quien ha tenido que recurrir a la justicia ordinaria para que se le reconozca un derecho, sea del tipo que sea. Esto, como todo en la vida, no siempre es así, y muchas veces nos encontramos con que sentencias o resoluciones judiciales, aunque sean parcialmente favorables a lo pedido para nuestros clientes, no satisfacen a la persona perjudicada.

Etiquetas: 

med_dsc_7922.jpg

por MSc. Elisa Costales

En un momento de mi vida llegué a pensar que trabajaba en el Ministerio de Salud Pública incidiendo fuertemente en las mejoras de la situación de la atención obstétrica a nivel nacional; es que, si bien es cierto que es competencia del nivel central la generación de políticas, protocolos y guías de práctica clínica, así como ir fomentando espacios públicos que cumplan estas normativas, llegué a la humilde conclusión de que no era suficiente.

Verónica Parro Sánchez

Bailo, rio, lloro, gozo, muerdo, me pongo a cuatro patas, y de mi boca sale un sonido gutural tan profundo como nunca antes escuché, un sonido que vibra en mi interior con una fuerza desconocida, y que me lleva a la presencia absoluta de mi cuerpo y de mi ser. Puedo fluir en el contacto con la tierra y la expansión del universo, es la fuerza de la vida pariéndose a sí misma, mediante la intensidad y el poder de cada inhalación y cada exhalación.

Entramos en una danza infinita donde sólo estamos mi bebé y yo, reencontrándonos en un viaje único y sagrado, descubriendo un lugar donde por fin podemos ser, desgarrándonos la ropa y el alma, poniendo todo nuestro Amor en cada contracción… Aquí me tienes, abriéndome más y más para ti… mi bebé, y para mí… mujer naciente, mujer consciente.

Etiquetas: 

Por Marta Barragán Rodríguez

Recientemente he conocido a través de las compañeras de la asociación una noticia publicada el pasado mes de enero en varios medios de comunicación escrita, que me ha conmovido como madre, y que como profesional (soy abogada en ejercicio desde hace algunos años) me ha llevado a una reflexión durante varias semanas. El titular de la noticia era: "Condenan a Salut a pagar 53.000€ por las lesiones vaginales derivadas del parto".

18 Feb '16 · Tercer grado para Nerea

Por Chispi

med_caso_nerea.jpg

Desde hace tiempo tengo la sensación de vivir en un país donde con la crisis, además de nuestras y nuestros jóvenes, el sentido común debió emigrar a otro lugar. Dar una vuelta por las redes sociales, echar un vistazo a tele y radio y darte de bruces con realidades absurdas y esperpénticas.

Etiquetas: 
med_file0001854964292.jpg
 
Al foro SUA (de apoyo a padres y madres que sufren la muerte gestacional y perinatal) llegan a menudo lamentos no sólo por haber perdido al bebé, lo más doloroso, sino además su cuerpo, hecho que produce a las madres y padres una gran angustia y un sufrimiento añadido.
 

01 Feb '16 · Mi tercera cesárea

Por Mabel de las Heras

med_imgp2006.jpg

Hubiese sido mañana, como tarde el lunes; pero no será

Puede que incluso me hubiesen querido vender el día 1 como algo especial, el primer bebé del año.

Ahora estaría preparándome para mi cuarta cirugía mayor, preparándome para una extracción de un producto que ya consideran que ha recibido todo lo que necesita.

Semana 37 = cesárea programada.

Brazos en cruz, atada, nadie te habla, hablan de sus cosas, no te quejes, calla, no llores, te la enseñan un minuto y fuera, eres un recipiente a vaciar, ya cumpliste tu misión, ya no importas.

Llegas sana y sales enferma, tras una cirugía brutal con todas sus posibles complicaciones y riesgos que nadie explica.

Hoy compartimos esta reflexión de una de nuestras socias sobre la analgesia epidural, basada en su experiencia, no sin antes recordaros que la postura de nuestra asociación es que toda decisión de la mujer es la adecuada siempre que se haya respetado su derecho a un consentimiento informado. 
 
 
Por Diana Aragón
Etiquetas: 

Páginas