Carta de queja por denegar el ingreso conjunto con su hija lactante #MiMamáCura

Escrito por Silvia Agüero Fernández

med_boli_y_papel.jpg

La entrada de hoy corresponde a una carta de queja a un hospital con la que se consiguió, después del maltrato sufrido, que una mujer fuera ingresada en el hospital (por una dolencia suya) en el área de ginecología y obstetricia para poder amamantar a libre demanda a su hija lactante:

 

           «Por medio del presente escrito dirigido a la dirección Facultativa del Hospital Universitario San Juan de Alicante, quiero poner en su conocimiento lo siguiente, con el fin de que adopten las medidas correctivas necesarias para que ninguna otra persona usuaria sufra el mal trato que he sufrido yo.

Que en fecha del 12 de Diciembre fue ingresada en la unidad de Observación de su servicio de Urgencias debido a una Peliionefritis aguda y una obstrucción del riñón izquierdo por cálculos renales,  los días transcurridos en este servicio de urgencias fueron horroroso, una verdadera pesadilla.

Soy un mujer de 31 años con un bebe lactante que entonces tenía 10 meses. En todo momento informé de mi situación como madre que amamanta a libre demanda ( Acto promovido y valorado por la OMS y AEP). Se me negó el acceso a cualquier saca leches o a ser ingresada en el servicio de Ginecología y Obstetricia del mismo Hospital. Lo cual podría haber generado una mastitis. Toda una pesadilla que interfirió y acrecentó mi mal estado de salud.  Después de discusiones, chantajes emocionales, etc.,  con la doctora de guardia, esto es lo que puso en el informe, tras firmar el alta voluntaria a la cual me vi obligada a firmar ante la falta de alternativas para poder mantener mi estancia en el hospital con la lactancia de mi hija.

Paciente en Observación por PNA

La Paciente se encuentra muy nerviosa porque quiere dar lactancia a su hija.

Se decide alta hospitalaria con compromiso de acudir mañana a las 09.00

A la mañana siguiente regresé  y tras hablar con las enfermeras de Ginecología me ingresaron en la planta de Obstetricia. Fui muy bien tratada, en todo momento se respetó mi derecho amamantar a libre demanda y además se promovió el ingreso desde este servicio. Tanto las matronas, como las enfermeras de la planta de Ginecología y Obstetricia, nos trataron amablemente, como ya he dicho y adecuaron, promovieron y participaron activamente en la posibilidad de estar con mi hija en todo momento.

Todo se resolvió con la colocación de un Doble J en el riñón Izquierdo.

Ayer, 18 de Abril del 2017, acudí a urgencias con dolores  y síntomas parecidos a los que relato anteriormente y fui tratada en box de urgencias con sonda y analgesia. Tras realiza analíticas, placas, etc. Comento con la doctora de Urgencias la necesidad de amamantar y seguir con la lactancia, pues esa es mi opción, mi decisión y mi derecho como mujer.

Nuevamente se repite el episodio de negárseme la posibilidad de  ingresarme en ginecología y obstetricia donde hubiera podido amamantar, la única solución que me dan es estar en la planta de Observación de Urgencias donde no es adecuado, por el bien estar y la salud de mi hija. Tras consultar con la supervisora según la doctora de guardia, solo argumenta que es una cuestión de protocolo y que al no estar ingresada no podían proveerme una cama en la sección de Obstetricia. Esta discusión se produjo utilizando un tono verbal agresivo, manejando incluso chantajes emocionales tales como, que suspendiera la lactancia porque podría causar una insuficiencia renal, o diciéndome que mi hija ya es muy grande para seguir con la lactancia.

 Dejé pasar el primer episodio con la confianza de que no volviese a repetirse, pero a la vista de los acontecimientos relatados, creo necesario instarles a que revisen ustedes ese supuesto protocolo que impide la lactancia y todo ello se hace por medio de un trato degradante a las mujeres: Desde el box podía escuchar las conversaciones del personal sanitario en tono insultante, como si  fuésemos las mujeres que decidimos libremente a amamantar a nuestros hijos, hecho reconocido por la OMS y A AEP como ya he dicho antes, un capricho de histéricas.

 Me consta, por las conversaciones que he mantenido con las enfermeras y doctoras de Ginecología y Obstetricia, que en el Hospital se apoya la lactancia materna, pero parece ser que esto no se tiene en cuenta en otras secciones del hospital; quizás deberían ustedes informar o dar formación para que esta buena práctica llegue a todos los rincones de su hospital.

No cito nombres porque no personalizo en nadie, creo que es una cuestión de adecuar los protocolos y hacer circular la información de manera adecuada, pues entiendo que su objetivo es proveer una buena atención sanitaria para todas las usuarias, incluida las madres lactantes, sea cual sea su enfermedad o dolencia,

Para terminar, he visto en el hospital algún cartel contra la violencia de género, presumiendo ustedes que su hospital es un espacio libre de esta violencia contra la mujer,  me atrevo a considerar estas malas praxis, como violencia de género y discriminación a la mujer y quisiera recordarles que la violencia de género no se combate solo con carteles, si no que ustedes desde su posición pueden combatirla cambiando estas malas acciones, promoviendo la libertad de derechos de la mujer como es el derecho a amamantar.»
 

<
Categoría: 
1

Comentarios

Imagen de Jack

A ver.... Si estás ingresada, puedes amamantar a demanda.... Lo q no puedes, lo primero por la salud de tu bebé, es amamantar en la urgencia.... Xq es un sitio "sucio". Y si tu patología no requiere ingreso, no te van a ingresar xa q des el pecho, hay más enferm@s que camas

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Email addresses will be obfuscated in the page source to reduce the chances of being harvested by spammers.
  • Email addresses will be obfuscated in the page source to reduce the chances of being harvested by spammers.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.