En caso de cesárea, ¿cuáles son mis opciones?

Por MPC

[Imagen: una madre con su bebé en brazos que acaba de nacer por cesárea.]

No hay cesárea respetuosa si la cesárea es innecesaria.

Aun así, muchas cesáreas se programan por diferentes razones, a veces antes de ponerte de parto, a veces durante el transcurso del mismo.

Sea cual sea la razón de tu cesárea, puedes informarte sobre las opciones que tienes, para poder vivirla de la mejor manera posible.

Lo mismo te sorprende la cantidad de posibilidades que puedes disfrutar en caso de que tu parto termine en cesárea. Puedes pensar en ello e incluirlo en  un apartado sobre una posible cesárea en tu plan de parto y nacimiento para comunicar a los profesionales cómo quieres que sea. Puede ser algo para hablar antes y tener en cuenta a la hora de elegir el hospital y los profesionales que te acompañarán llegado el momento.

Siempre depende de si la operación es programada o se hará intraparto, incluso de urgencia, pero éstas son algunas ideas para vivir tu cesárea con más tranquilidad, sensación de control y emoción; para que tu cesárea sea TUYA:

Estar acompañada por la persona que tú elijas, también dentro del quirófano y después de la operación en el área de reanimación

- Conocer a todas las personas que asistirán en quirófano, que se presenten antes de la operación para que sepas quién es quién?

- Hablar con el anestesista para asegurarte de que te deje un brazo libre para poder coger a tu bebé tras el nacimiento?

- Puedes llevar contigo un amuleto no metálico que te transmita seguridad.

- Si lo deseas, podrías solicitar silencio en la sala, especialmente en el momento del nacimiento.

- Puedes pedir que se baje el campo estéril para ver salir a tu bebé.

- Bajar la intensidad de la luz en el momento del nacimiento, pensado en el bebé que está naciendo y cambiando de medio tan rápidamente.

- Puedes pedir que la persona acompañante tome fotografías o grabe el nacimiento.

- Tener tus gafas puestas (en caso de que uses) para poder ver bien a tu bebé.

- Pedir que te expliquen lo que están haciendo en cada momento, si eso te aporta más seguridad y tranquilidad.

- Ver y descubrir por ti misma el sexo del bebé, en caso de no saberlo.

- Recibir a tu bebé directamente en tu pecho, inmediatamente después del nacimiento, y mantener el contacto piel con piel, favoreciendo así el inicio de la lactancia materna, ya en el quirófano, incluso mientras te cosen. Muchos cuidados se pueden hacer mientras el bebé descansa contigo, sin necesidad de separar.

- Solicitar pinzamiento tardío del cordón umbilical, si la situación lo permite.

- En caso de que sea necesario reanimar al bebé, poder tener a la vista la cuna de reanimación.

- En caso de anestesia general, que tu acompañante o matrona de confianza te acerque a tu bebé para que te huela y te reconozca.

- Si no puedes coger a tu bebé tras el nacimiento (anestesia general, complicaciones, etc.) que esté piel con piel con la persona que te acompaña o que hayas elegido para ello.

- Pedir ver tu placenta y poder llevártela si es que lo deseas.

- Tener al bebé contigo en la sala de reanimación (con la compañía del padre o acompañante).

Estas son solo algunas cosas que otras mujeres han solicitado y vivido en sus cesáreas, y que han hecho que el momento del nacimiento sea un momento cargado de intensidad y respeto.

No se trata de requerimientos médicos, sino de condiciones ambientales y de actitud, no reñidas con la mejor técnica y la seguridad, al contrario: son ejemplos de las mejores prácticas que todos los centros médicos deberían seguir.

Porque una cesárea es más que una operación quirúrgica: es el momento único del nacimiento de un nuevo ser y el primer encuentro entre tu bebé y tú.


Para leer más:

<
4

Comentarios

Imagen de Alba salvador

hace tres meses tuve mi segunda cesarea,teniendo en cuenta lo mal que me trataron la primera vez esta vez ha sido una maravilla. No ha sido todo lo que pone en el articulo pero me acompaño el padre tanto en quirofano como en reanimacion,tuve a mi niña cerquita en el quirofano y solo estuve una hora escasa en reanimacion y enseguida me subieron a la habitacion y me trajeron a mi pequeña.Creo que es un gran avance y tengo esperanza de que poco sea lo normal

Imagen de Cristina Cristinita

¿y como se consigue todo eso? porque nosotras pedimos que la madre de mi pareja, enfermera titulada, entrara en quirofano, nos dijeron que si, pero a cinco minutos de entrar nos dijeron que no, que el anestesista era otro y no lo permitia, quisimos que el niño estuviera con ella y de nuevo un no, pedimos que me lo dieran a mi y en lugar de eso,estuvo cuatro horas solo y llorando en una incubadora. Ahora se que debi luchar mas, pero como puedo conseguir eso sin tener que irme a una clinica privada que cuesta 3000€? Porque queremos tener mas hijos, pero no queremos el mismo trato y no sabemos de que forma conseguir ese tipo de cosas..

Imagen de Anónimo

Yo tampoco tuve esa suerte y era clínica privada ni pudo entrar mi pareja casi ni pude verla ya que llevo gafas y claro me.las quitaron estuve en reanimación sola sin mi niña. Nada de lo que yo soñaba.

Imagen de Coty.

Mi primer cesàrea fue así, hermosa, mi hija en mis brazos, luego con mi marido, al pecho enseguida, la reanimación con ella. La segunda, en otro centro un horror, todo lo deshumanizado posible, no me querían dar a mi bebe, peleaba desde la camilla, lo llevaron solito a incubadora, me dejaron sola en una salita y mi marido no podía tomar al bebe ni estar a mi lado.... espero si hay otro bebé algún día repetir mi primer experiencia, no sólo por mí, en ellos noto gran diferencia. Volveré sin dudas al primer sanatorio más pequeño, menos fama, mucho más humano.

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Email addresses will be obfuscated in the page source to reduce the chances of being harvested by spammers.
  • Email addresses will be obfuscated in the page source to reduce the chances of being harvested by spammers.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.