Testigos de la violencia obstétrica

La violencia obstétrica no sólo la padecen las parturientas. A menudo jóvenes en formación: matronas residentes, MIRes de ginecología, se ven obligados a ejercer la violencia sobre las parturientas indefensas. Nos escribe un residente de matrón que hace unos días fue testigo mudo de un parto violento. Y lo hace con el fin de compartir su propio sufrimiento y con el deseo de que esta denuncia sirva para detener la violencia, siempre innecesaria, siempre gratuita. Esto ocurrió hace pocas semanas en un gran hospital universitario de nuestro país, y desgraciadamente no es ninguna excepción. Gracias J.

Soy residente de Matrona en un hospital público, y me gustaría describir una experiencia que no olvidaré y que posiblemente (aunque de forma dolorosa) me suponga un gran aprendizaje para mi vida personal y profesional: he aprendido lo que jamás haré durante mi futuro ejercicio de la profesión. En la planta había una mujer ingresada por hiperdatia (la llamaré Esperanza)(sin ningún otro factor de riesgo) a la que se le puso un propess el día anterior. Ese día había comenzado con dinámica irregular pero de poca intensidad. A las 19,30 h avisó por aumento de la intensidad de la dinámica. La fue a ver el matrón de la planta y estaba con  4 cm. Era el segundo hijo  por lo que se preveía que el parto fuera bien. Llegó al paritorio a los 20 minutos. La matrona (la llamaré Lola) que la iba a llevar me dijo: "a esta mujer ni la tocamos. Lo primero de todo le ponemos la epidural y después le romperemos la bolsa". Así que yo fui a la habitación de dilatación para ponerle el gotero y rellenar la documentación. Nada más verme me dijo: "Por favor, ponerme la epidural. Me duele mucho y quiero la epidural." En ese momento, entró en la habitación otra matrona (la llamaré Pepi). Rellené la documentación para el registro civil y Pepi le puso el gotero. Pero Pepi, rápidamente me ordenó: "¡rómpele la bolsa! ¡Esta mujer va  a parir ya!. La mujer al oír esto, comenzó a ponerse nerviosa, y no paraba de decir: "por favor, yo quiero la epidural. Me duele mucho." Pepi, le puso el gotero e inició la perfusión de oxitocina a 30 ml/h (ponemos 10 u en un suero de 500cc). Y yo, a pesar de que la matrona Lola me había ordenado otra cosa, tuve que hacer caso a Pepi, y romper la bolsa.

Esperanza estaba con 6 cm de dilatación y la cabeza del bebé estaba muy bien apoyada sobre el cuello uterino. El líquido amniótico al hacer la RAM era claro y escaso. Seguidamente, Pepi le hizo un tacto vaginal, al mismo tiempo que le decía a la mujer: ¡Vas a parir ahora mismo y nada de epidural!. Le hizo una dilatación digital y la puso con 8 cm. La mujer cerraba las piernas para impedir que Pepi siguiera con el tacto y se retorcía de dolor con cada contracción. Pepi me dijo: "llama al celador que la pasamos al paritorio". Esperanza estaba angustiada, quería la epidural y todo iba demasiado deprisa. Aún no habíamos pasado a su marido. Nos decía:" por favor, mi marido. ¿Dónde está mi marido?". Al  mismo tiempo que luchaba por retirar la mano de Pepi de su vagina. "Yo quería la epidural"... nos decía. La pasamos al paritorio. Esperanza estaba muy agitada y angustiada. La pusimos en posición de litotomía pero movía las piernas hacia todos los lados para intentar bajarse de la camilla. Al final llegó su marido y se tranquilizó. El marido no sabía nada de lo que había pasado anteriormente, y trataba de tranquilizar a su mujer pensando que se había puesto así por el dolor del parto. En dos pujos nació la niña, no realizamos episiotomía, y no hubo desgarros. Pasaron 20 minutos y aún no había alumbrado, y aunque no sangraba, Pepi le realizó una maniobra de Credé "a lo bestia" y la placenta salió disparada. Estaba íntegra (la placenta) pero con cotiledones desgarrados por la rapidez del alumbramiento. Esperanza estaba extasiada, como cuando alguien te da una mala noticia que no estás preparada para asumir. Se encontraba en estado de shock. Después de valorar el pediatra a la niña, se la pusieron encima, y a partir de aquí fue cuando comenzó a reaccionar y a sentir alegría. Aquí finalizó la pesadilla. Esperanza volvió a la habitación con su marido y su hija.

Fue un parto espantoso y con una violencia excesiva que no era necesaria, en la que me vi involucrado sin poder hacer nada para evitarlo. La otra matrona (Lola) no apareció en ningún momento y creo que no se enteró de lo sucedido o no quiso enterarse. Pepi, enseguida vino a explicarme que lo que habíamos hecho era lo mejor para la mujer. Dijo textualmente: "así es como hay que hacer con los partos. Cuanto antes acabe  la mujer antes termina el dolor". Asentí, pero en el fondo, nunca hubiera actuada de esa manera tan cruel, sin tener en cuenta lo que pensaba la embarazada o al menos, sin llegar a un acuerdo con ella. Esa noche tuve pesadillas con la muerte de una mujer y su bebé; y con el marido que me recriminaba que yo era el causante de la muerte de las dos. Dos días más tarde me acerqué a la habitación de Esperanza para saber qué recuerdo tenía del parto. Nada más verme me pidió disculpas por lo mal que se había portado. ¡Qué triste! Se sentía avergonzada por cómo había actuado. No se daba cuenta de que la actuación incorrecta era la nuestra. La habíamos reducido a nada, habíamos destruido su autoestima. Mi respuesta fue pedirle disculpas: "Siento mucho lo del otro día. Fue todo demasiado deprisa y realmente podíamos haber esperado más". Esperanza creo que se sentía demasiado culpable como para entender lo que le estaba comentando, y preferí no mostrarle la realidad porque podía ser más dañino para ella. La niña estaba perfecta, y ella físicamente se encontraba bien (aunque dudo mucho de su recuperación psíquica). Me considero una persona normal, que no tiene una idea extremista del parto y que además he acabado en el mundo de la matronería de casualidad, sin que fuera la ilusión de mi vida. Y sin embargo, creo que es un trabajo maravilloso en el que estás ayudando a venir a un nuevo ser al mundo, y en el que estás siendo partícipe de la felicidad de una pareja. Y, desgraciadamente, me he encontrado con matronas (afortunadamente no todas) indiferentes, agresivas, antipáticas, racistas, negativas y destructivas, pero no sólo con las mujeres también con el resto de sus compañeros. Me llama muchísimo la atención como personas de este estilo pueden estar realizando este trabajo. Personas vacías, insensibles, con autoestima por lo suelos y problemas personales que arrastran a su vida laboral, y que necesitan imponerse frente al débil para poder sentirse mejor. Creo que ahí radica el origen: necesitan humillar para sentirse poderosos. Es el mismo principio que la violencia doméstica y la violencia de género.  Pero es una violencia que se desconoce porque las mujeres se culpabilizan de la situación y no llegan a ser conscientes de que ellas son las víctimas.

<
36

Comentarios

Imagen de Helena E.

Hola a tod@s, soy estudiante de enfermería, acabo mis estudios y dos meses y después a especializarme como comadrona!!
El caso es que después de casi tres años tengo la asignatura de "cuidados de la mujer" que imparte una matrona.
Y que me encuentro???
A una mujer joven que, a mi entender, en cada una de sus clases habla en algún momento de forma despectiva de las mujeres.
¿Cómo es posible? Pues lo es..y lo peor de todo..¿que pasa con mis jóvenes compañer@s que creen que lo que ella dice es palabra de Dios?
¿Como puede una matrona con este aspecto moderno atender partos con esta visión?

Como no puedo decirle claramente lo que pienso, como quiero aprobar y continuar mis estudios, como no tengo ahora la energía, empecé un diario paralelo en clase.

Hay me libero, escribo lo que pienso, las dolorosas frases que ella dice y ya veré que hago con el cuando termine.

Que gusto compartir nuestras experiencias!!!
Gracias.

Imagen de sm

Cuando termines y tengas aprobada tu materia, denuncia a esta persona en tu centro de estudios y di que promueve la violencia obstétrica, que además es violencia contra la mujer, lo cual es un delito.

Imagen de Txus

Que lástima que no haya una lista de éstas personas por ahí para que, llegado el momento, sepas lo que hay y te niegues a que te atiendan para no ser una víctima más. En mi hospital de referencia sé de 1 al menos (la que me tocó) y ya me encargo de publicar a todas las embarazadas que puedo su nombre y apellido para que no la dejen ni mirar (por suerte hay más que pueden atenderte, claro). Ánimo a todos los residentes que espero aprendan lo que nunca jamás hay que hacer y se renueve ésa generación arcaica y déspota.

Imagen de Teresa

Algo positivo es que poco a poco algo va cambiando.
Lo más triste es que esto lleva pasando muchos años y efectivamente parece que siempre somos la mujeres las que no sabemos comportarnos.
He dado a luz en 3 hospitales públicos, 6 hijos en un periodo que va desde el 1991 al 2003, de Madrid y siempre he padecido una violencia similar o peor ¿Por qué?
Actualmente escucho y veo a muchas mujeres, que me cuentan verdaderas aberraciones ¿Por qué?
Espero que la nuevas promociones rompan con esta cadena absurda y mis hijas puedan parir con respeto, que tengan un parto humano.

Imagen de Caridad

Pero es que el sistema es violento en si!!! no solo de cara a los partos. Este matrón no puede haberse salido negarse a seguir asistiendo al parto? porque? porque lo echan y no acaba la residencia? yo todo esto lo entiendo. El punto es uqe la violencia ejercida hacia él, hacia el matrón por obligarle a hacer cosas en contra de sus principios es tal que no puede negarse!!!!! si todos se negaran otro gallo cantaría, ese terror que siente residentes no existiria no es bueno para nadie y mucho menos para la señora que esta pariendo, la ultima perjudicada.
Y me pregunto ¿¿¿Como actuar ante estos casos???:
- intentar hacer lo mejor por la señora
- desobedecer y abandonar
- evitar trabajar con ciertos profesionales de forma sutil
- poner quejas ante supervisión o gernecia de forma anonima
son solo sugerencias, una las lee y las cuenta tan facilmente. se que metidos en el asunto dar el paso es muy dificil. Entiendo que el matrón optó por la primera, la mejor a priori para la señora de parto.
¿Porque en general nos cuesta reaccionar de manera positiva y constructiva para que surte efecto a largo plazo?
porque somos todos victimas del sistema, todos tenemos miedos y terrores, todos tememos no acabar la residencia, quedarnos sin empleo, etc... pero solo en nosotros esta el cambio, el camino.
Bueno yo no soy residente ni nada parecido ni profesional de la salud seguro que por eso es facil hablar. Lo extrapolo a mi profesion y me veo pero los miedos estan ahí para vencerlos.
Les deseo mucho animo a todos los uqe esten pasando por esto y espero que poco a poco vayan cambiando las cosas para bien. No solo por la presión de los usuarios sino tambien por los profesionales y los aspirantes a serlo.

Imagen de Paloma

Pero Juan, eso es espantoso! Cómo puede ser que ya entrados en el s.XIX sigan existiendo estas islas de barbarie y sometimiento?
Y cómo puede ser que aun existiendo, cada vez que se le intenta explicar públicamente que existen y que hay que hacer algo para solucionarlo, se sigan negando?
Tanto odio velado hay hacia las mujeres que tenemos que machacarlas en el momento más importante de sus vidas?
De cualquier modo gracias por aclarar que en tu trabajo estos episodios no son algo aislado.

Imagen de concha

Gracias por compartir ésto con todos. Aprecio la valentía de la crítica que haces y aunque no me siento feliz por lo que sucede, el que escribamos y seamos conscientes de que nuestra actuación como profesionales no es la adecuada en muchas ocasiones es positivo que nos demos cuenta de nuestros fallos.....hasta ahora nadie lo decía.

Imagen de Cristina

Por todo lo que comentáis es tan importante que todo esto se visibilice,que no se quede en las entrañas del que lo padece,que hablemos de ello,que se sepa.La violencia del parto es una de esas violencias invisibles,por muchas razones,una de ellas es porque se acepta que el parto es doloroso por naturaleza,como antes que se veía normal (y ahora en algunas culturas)que tu marido te pegase y que incluso se animaba a imponerse para controlar a la mujer. No podemos esperar que desde las instituciones se haga algo si los testigos,los que sufrimos no hacemos algo.Quizá tendríamos que seguir el camino hecho en otras violencias más visibles o no cometer los mismos errores: se necesita dar apoyo al que la sufre,pero también trabajar con el que la ejerce para que no continue,porque es evidente que necesitan también ayuda, sino no tendrían necesidad de ejercer poder,no?

Gracias por tu testimonio y vuestros comentarios!

Imagen de santiago

Caridad, tienes razón que este residente es una victima mas del sistema y de la falta de sentido común y empatia de estas desgraciadas.
Lo que si me gustaria es poner enfasis Caridad en lo que dice Choni, que el residente es un subordinado y defender a esa mujer probablemente le pueda costar su formacion.

Por lo que el describe este residente, la señora estaba en fase transicional y una epidural en ese momento, desde mi punto de vista esta contraindicada, una buena matrona la hubiese acompañado, calmado, le hubiese asegurado que todo iba bien, que el bebe estaba bien, que todo iba muy rápido como para poner una epidural, porque ademas en la fase transicional no son efectivas. Tampoco le hubiese puesto oxitocina y mucho menos sin su consentimiento, no le hubiese hecho ningun tacto y no permitiria tantos tactos por personas diferentes...tres tactos por tres personas diferentes en menos de una hora es una salvajada.Lo normal es que tenga los mismos sentimientos de alguien a quien han violado, en fin, una lástima todo porque encima estaba sola, y rodeada de extraños, sin su marido, que pena!!

Imagen de Anabel

¿Y quien nos defienden a nosotras en los hospitales?.
Yo después de dar a luz, no me sentía culpable, les tenia y les tengo miedo.
Después en casa me sentí culpable de muchas cosas,
De haber confiado tanto en los profesionales, realmente no había ninguna razón lógica para ello, pero era una profesión que tenía idealizada ¿acaso son santos? desgraciadamente muchos son demonios.
De no haberme quedado en casa hasta que empezasen las contracciones (seguramente no me hubiese dado tiempo a llegar al hospital).
De no defenderme, pienso que podía haber hecho algo por defenderme y no permitir que me humillasen de esa manera.
De no gritar cuando llegó mi marido que me sacara de allí, pero tenia miedo que le hiciesen daño a mi hija.
Pero lo que hoy llevo peor es la total indefensión que existe después, reclamas y no pasa nada, te amenazan a ti.
La palabra de un médico vale más que la mía en un juzgado.
económicamente no puedes afrontar un juicio, y psicológicamente mucho menos.
¿quien nos defiende de la barbaridades del personal sanitario?, ¿una carta de derechos de los pacientes?.

Imagen de Juan

Y pensar que cuando he leido ésto me ha parecido incluso "suave". Y no por que piense que lo sea, ni mucho menos; es violencia pura y dura. Si no por lo que estoy acostumbrado a ver. Podría contar tantos partos sumamente más agresivos, inseguros, manipulados y todos los epitetos negativos que se puedan imaginar que... en fin.

Lo malo que cuando pase la residencia de solo dos años, aún cuando será mucho mejor por la autonomia que adquirirás, vas a seguir viendo casos de violencia en múltiples ocasiones. Yo las sigo viendo después de diez años. En otras compañeras, ginecólogos, anestesistas...

Mucho ánimo y ya es un buen comienzo que comprendas que estas situaciones no deberían darse.

Saludos

Imagen de Rosa-Llevadora

Yo también soy Matrona y he sido residente en un hospital público de tercer nivel. Ese tipo de comadronas con baja autoestima, maltratadoras y una crueldad difícil de creer son pocas pero las hay.
Reitero todo lo aportado por Choni.
Animo:los dos años pasan volando.
Todo lo que veas sirve, aunque sea para saber que no lo vas a aplicar tú en tu quehacer diario.

Imagen de Choni

¡Qué duro ha sido leer esto! Cuando yo era residente, viví más de una vez esta situación, y te aseguro Caridad, que no puedes hacer nada. Cuando eres residente y tienes una matrona de estas de responsable, no puedes "desobedecer" porque te juegas el puesto y si te echan, no acabas la residencia y no puedes ejercer de matrona nunca.
Tienen un poder terrorífico sobre los residentes. A mi me han llegado a dejar sin asistir partos en ciertas guardias porque a la matrona no le gustaba cómo soy y cómo pienso. Me han amenazado con suspenderme y me las he visto y deseado para poder acabar la residencia sin perder le juicio. Hacer todas estas cosas sin poder evitarlo supone un gasto energético y de estima brutal.
Y además ya estás estigmatizada para siempre: eres la hippie, la loca, la naturista...
Este residente sufre mucho, pero si alguien desvelara su identidad, podría ser mucho peor.
La violencia es cuestión de poder; y eso es algo espantoso, sea como sea.
Ánimo compañero! Los dos años pasan y luego serás un gran profesional.
Un abrazo caluroso

Imagen de Irene

Yo no sé si el origen de esta violencia está en el hecho de pasar de un trabajo en el que "te mandan" a un trabajo en el que al tener más autonomía, te vuelves así de tirana. (Teniendo la personalidad proclive a ello, claro). Yo he presenciado muchas violaciones como la que cuenta este residente y he llegado a recibir comentarios de residentes a quienes les costaba estar conmigo porque creían que no aprendián nada al no hacer tactos innecesarios, no poner en litotomía, no dirigir los pujos, no rotar y sacar al bebé. Ya hace tiempo que no trabajo en hospital porque me agoté, más bien me agotaron y aún no me veo con fuerzas para volver a la lucha, porque así lo veía. Es una lástima pero aún le quedan muchos abusos por ver.

Imagen de Paloma

"Creo que ahí radica el origen: necesitan humillar para sentirse poderosos. Es el mismo principio que la violencia doméstica y la violencia de género. Pero es una violencia que se desconoce porque las mujeres se culpabilizan de la situación y no llegan a ser conscientes de que ellas son las víctimas."
Totalmente de acuerdo, es lo que siempre pienso. Además, cuando alguna osa quejarse de lo que le han hecho, siempre hay alguien en la familia (suele ser otra mujer mayor con hijos a la que la trataron igual) que rápidamente le dice: Chica, es que tener niños es esto, a ver qué te pensabas...
Terrible cómo continuamos como sociedad perpetuando este maltrato a más de 2000 mujeres cada día.

Imagen de Juan

Último ejemplo. Guardia de ayer.

Habiamos visto por la mañana en monitores a una señora que era su segundo embarazo. El primero una cesarea de dudosa indicación. En la eco que le hacen le estiman además un peso fetal de 4080 gramos.
En este hospital las mujeres han de firmar un consentimiento informado de PVDC. Ante su negativa, logicamente se ha de repetir la cesarea.
Esta mujer decide durante la visita que prefiere una cesarea, pues la vez anterior solo llegó a dilatar 2 cms. después de bastantes horas etc. Yo le intento explicar (que no convencer) que las distintas sociedades científicas consideran el PVDC como una opción segura y que merece la pena ser intentado, las ventajas del parto vaginal frente a la cesarea... etc. pero ella sigue eligiendo no intentar el parto, " por que si no pudo parir el otro, ¿como iba a parir un monstruo de más de cuatro kilos?".
En esta situación, se le da cita a la señora para dias después hacerle la cesarea.

Resulta que a eso de las seis de la mañana, me llega esta mujer por urgencias. Había tenido contraciones durante toda la noche. En el RCTG se evidencia efectivamente contracciones frecuentes que ella refiere y manifiesta de forma intensa y los parametros del bebé estupendos.
Le hago un taco vaginal y está con 7 cms. con cervix finísimo y la cabeza firmemente apoyada. Tengo suficiente experiencia para no asegurar nunca por una exploración una mujer podrá parir o no (siguiendo los parametros de una institución como la que trabajo, por supuesto. En otras condiciones estoy seguro que paririan casi todas), pero de todas formas era una de estas exploracines que subjetivamente te dan una muy buena sensación. Estoy casi seguro que hubiera parido muy pronto y bien.

Le exlico a la mujer la situación nueva e inmediatamente se replantea su decisión y me dice que quiere intentar el parto. Yo la felicito por su decisión y le ofrezco el consentimiento.

Pero mira que en estas llega el ginesaurio recién levantado y ve a la mujer. Le explico el tema y comenta que hay que hacerle la cesarea, por que ya se había programado, y que si ahora pasaba algo, ibamos a tener un problema. No me conformo y le digo que eso es trabajar desde el miedo; que la opinión de la mujer ahora es otra, que si la situación "clinica" ha cambiado por que no habría que cambiar a un mejor "tratamiento" (creo que hay poco que explicar por que entrecomillo). Etc. ¡No hay manera. Obcecado!.

Se va entonces a hablar con ella. Le explica el gran riesgo que corre de rotura de útero, más con un niño tan grande. Que si esto ocurre, mientras lo sacan probablemente el bebé morira y ella estará en un tris... etc. Todo un clásico.

Se le olvida al hombre mencionar que todas las sociedades cientificas lo consideran actualmente una opción segura y que merece la pena. Y se le olvidan otras cuestiones, no se si por banales; como que la cesarea ocasiona unas 4 veces más mortalidad materna que el parto, que la perdida hemática si todo está bien es mas o menos el doble y por tanto la posibilidad de anemia y transfusión, la infinitamente mayor morbilidad infecciosa, el riesgo anestésico, el mayor riesgo de distrés respiratorio en el recién nacido... y cosillas así.

Total, tras esta información nueva la mujer autoriza (o no se si pide a gritos) la cesarea. Como el parto está avanzado, me dicen que la prepare para pasarla a quirófano.
En ese momento estoy ocupado con una mujer. Y sumado a mi cabreo, contesto que esperen un momento que estoy ocupado y cúal fue la respuesta que recibo. Jajaja.

"QUE ALIGERE QUE ESTÁ CON 9 CMS. QUE A VER SI NOS VA A PARIR ANTES"

Sin comentarios.

Saludos

Imagen de Mara

Qué fuerte. Pero en qué centro trabajas? Por fortuna tengo la suerte de hacer las prácticas en un centro bien diferente. Había leído mucho sobre la violencia en el parto y esperaba encontrarme lo peor pero me he llevado una grata sorpresa. Creo que las cosas están cambiando y espero que esta nueva actitud se contagie.

Imagen de Caridad

A mi este matron me parece un victima mas del sistema, "tuve que romper bolsa", no le dijo la verdad a Esperanza porque le haria mas dadño (vision paternalista), etc... espero que esto le haya servido para poder tomar decisiones él solo, mas guiandose por el corazon y no por obedecer a alguien con mas experiencia.

Imagen de Anabel

Como se nos manipula, es increíble pero ¿porqué?, ese señor tenia muy claro que esa mujer no necesitaba una cesárea, ¿cual es la razón?, que tenía que reorganizar su agenda
Si sin comentarios

Imagen de Juan

Por cierto. El peso del bebé fue 3410

Imagen de clau

Dios!! Qué malas personas! :-(

Imagen de bea-enf

Hola a todos! El mes que viene por fin, voy a empezar la residencia de comadrona :)

Ahora mismo puede que no entienda tanto de obstetricia como vosotr@s, pero tengo muy claro LO QUE NO QUIERO HACER "POR PROTOCOLO" O "SIN MOTIVOS QUE LO INDIQUEN".

Me da muchísima pena leer lo que cuenta el residente del artículo o lo que cuena Juan( a lo mejor es lo que me espera a mí). Y lo peor es que lo que dice Choni es una gran verdad, si mi hospital es intervencionista me va a tocar "callarme y obedecer sin rechistar".
La verdad es que me da un miedo atroz pensar que, después de leer a Blandine-Calais, me puedan obligar a hacer episiotomías a diestro y siniestro, maniobras de Kristeller (la primera vez que la ví casi me da algo: parece como si estrujaran una naranja para sacarle el zumo, por Dios, que es una mujer!!)...

Me queda la esperanza de ver como muchas de vosotras os formásteis en hospitales "intervencionistas" o "menos respetuosos con las mujeres" y no os habéis dejado llevar. Seguísteis formándoos para tratar a la mujer como se merece en un momento tan importante en su vida

Imagen de elpartoesnuestro

Juan, creo que para entender mejor a esta mujer hay que tener en cuenta lo siguiente: cuando una mujer en España llega al parto tras una primera cesárea, en la gran mayoría de los casos lleva ya más de 8 meses dentro de un sistema obsoleto. Es decir que lleva 8 meses escuchando: "El tuyo es un embarazo de riesgo"- "Vamos a controlarte más porque el tuyo es un riesgo añadido"- "Será difícil un parto tras esta primera cesárea"- "Has engordado mucho, seguramente el niño será muy grande también"- "Ui, eso parece macrosómico" - "Se te puede romper el útero, mejor no intentarlo"- "Mejor programar cesárea, que nunca se sabe" No hace falta un ginesaurio que le diga que su hijo se va a morir si quiere parir por capricho, solo con escuchar dos de estas frases en cada consulta de seguimiento vale para que esta mujer entra con miedo al hospital y no querrá parir.
Esta mujer ni siquiera llega a cuestionarse el porque de su primera cesárea, no llega a darse cuenta que tal vez ha sido innecesárea, no llega a leer estudios recientes porque no recibe información en las consultas. Información de verdad. Información a la que deberíamos tener derecho. Para empezar en una primera consulta de embarazo se debería analizar bien el parto/ cesárea anterior y no simplemente clasificar a la mujer de "alto riesgo" para que se pase 8 meses pensando que lo que está viviendo es algo peligroso en si.

Imagen de Aviva

Me pregunto:
¿que debe haberle pasado en la vida a aquella matrona que trata de mal manera a otra mujer en un momento tan delicado y especial como el nacimiento de una nueva vida?

¿que relación tiene la matrona/gine con su feminidad, con su sexualidad, con su maternidad, con su parte tierna y compasiva para contribuir activamente a la exposición de la parturienta y a un bebé a tal violencia?

¿cuanto dolor, rencor o odio debe haber vivido y tener guardado un ser humano para actuar sin escrúpulos, violando la experiencia de intimidad que implica el parto/nacimiento?

¿donde se esconde "la niña herida" de cada una de las profesionales que perpetúan los malos tratos en la "relación de ayuda" en el ámbito de la salud femenina?

Romper el silencio desde adentro, denunciando los males de "nuestro mundo" es como empezar a provocar un terremoto al interior del sistema sanitario, cuyos mecanismos han llevado al desprecio sistemático de la usuaria...

Gracias a quienes aportais vuestro testimonio, pequeños y grandes héroes. Gracias por existir, sobrevivir y ser parte del sistema siendo críticos, atentos, conscientes y generadores de cambios en el mismo.
Junto a las mujeres... lo conseguiremos.

Imagen de Livia

Mucho ánimo a todos los profesionales compasivos y con inteligencia para actuar según lo más aconsejable en cada caso y no lo "programado". Estamos en vuestras manos (espero). Por favor, no nos desampareis. Aunque en algunos casos no podais hacer nada, cualquier detalle, cualquier mejora, solo puede ser positiva :)

Imagen de del

Bueno, de hecho este año he visto a una amiga que tras una primera cesárea la programaron unos forceps para el segundo parto.
El primero fue una inducción fallida, que comenzó en los monitores del final del embarazo.
Y sí, el segundo han sido forceps. Ya sé que hay gente que no lo cree, pero se lo dijeron en la visita del 3º trimestre, y firmó un papelito, forceps o cesárea "porque su cuerpo no sabía dilatar".
Finalmente llegó de más de 5cm, por lo visto bastante bien, y en un par de horas, no sé muy bien por qué, finalmente fueron forceps. Eso sí, ella muy contenta porque pudo dilatar sola. ¿? y gracias a dios la pudieron poner epidural porque no veas como duele.
Imagino que ella sigue pensando que su cuerpo no sirve para parir, que es lo que la han dicho durante 9 meses.

Imagen de Orión

Soy matrona desde hace bastantes años. La experiencia me ha servido para empatizar más con las mujeres y sus familias, para comprenderlas y quererlas cada vez más. Es muy satisfactorio para mi formar parte del recuerdo más feliz de sus vidas y haber colaborado a ello.
No todas estamos amargadas. Creo que transmitimos lo que somos y que querernos y aceptarnos a nosotros mismos contribuye a querer y aceptar a los demás: las mujeres a las que asistimos, a nuestros maravillosos residentes, casi siempre llenos de ilusión, a nustros compañeros...
El buen ejemplo también se contagia.orión

Imagen de di

que entrada tan oportuna, ayer presencié mi primer capítulo de violencia obstétrica durante una guardia de residente de matrona, se que me quedan dos años muy duros, esta noche he dormido fatal, he estado despierta durante horas reviviendo la imagen en la que la residente de ginecología tiraba de la cabeza de un bebé pretérmino (un bebé de 34 semanas en perfecto estado en un parto que avanzaba de maravilla) con prisas por sacar el resto del cuerpo, era horrible, parecía que le iba a arrancar la cabecita, ha sido muy angustioso, fruto de su propio miedo e inseguridad, estabamos en un quirófano lleno de gente, 12 personas, el papá no estaba, no le dejaron estar en el nacimiento de su hijo, de esas 12 personas había un corrillo de unas 5 hablando de sus guardias y sus turnos, a la mujer le quitaron el camisón, el quirófano tenía todas las luces y focos apuntándola, lo he pasado fatal y eso que solo he estado presenciandolo, que no me ha tocado actuar, se que cuando me ordenen hacer ciertas cosas las tengo que hacer y no se como voy a poder.
leo estos comentarios que son algunos del año 2010 y veo que ahora en el 2012 estas cosas continúan pasando igual.
hay imágenes que se me han quedado grabadas en la cabeza y no puedo quitármelas.

Imagen de Veronica

Por esta razón y muchas otras de las que se comentan hay que luchar para que nuestros hijos tengan otros nacimientos,para que sean mejores personas y profesionales en el futuro,mientras se siga viviendo esta violencia que clase de seres estaremos trayendo al mundo???

Imagen de Julia AS

Yo estoy de acuerdo con Orión. Cada uno reflejamos con los demás el cómo somos y qué sentimos, Desgraciadamente en la enseñanza y en la sanidad la manifestación del carácter de cada uno es donde más afectan. Soy profesora de secundaria y a los chicos les afecta mucho el carácter del profesor y tanto más en sanidad.
Creo por otra parte que si el ambiente del mundo ginecológico fuera otro, habría más gente dispuesta a hacer esta especialidad (lo digo por familires míos), muchos me dicen que los ginecólos son un mundo aparte, machista y sin escrúpulos.

Imagen de MaríaSJ

Me da pena tener que decir que me siento afortunada de trabajar y formarme en mi hospital.
Yo me veo en situaciones delicadas y poco agradables, como bien puede ser un Kristeller en III plano o menos, pero nunca he visto tratar a una mujer así, ni por parte de FEAs ni de la enfermería, especializada o no.
Esa matrona practica la mala praxis como profesión y no entiendo cómo la gente de alrededor (que no residentes, por desgracia muchas veces estamos atados de manos y pies) no le recriminan estas actuaciones o informan a sus superiores de ellas.

Imagen de luthen

yo esperaba tener 1 parto maravilloso, pero fue horrible, llegue al hospital y me lastimaron, sangre (siento que me indujeron al parto de 35 semanas) el tacto dolorosisimo y empece a sangrar. me empezaron a asustar y tenia media escuela observándome, sin mayor reparo. casi 15 personas en el parto ademas de los supuestos médicos y enfermeras. la presión se me subió me estaba convulsionando y me cortaron horrible, no monitoriaron los signos vitales del bb, me pusieron anestesia gral después de dos anestesias locales pésimamente puestas. el bb nació anestesiado. Algo super bonito se convirtió en una pesadilla, tuvieron el tacto suficiente para decirle a mi esposo que me moriría y que si quería donar los órganos, no lo dejaron pasar a la sala de parto, pero si estuvo presente toda la faculta de medicina. todo esto fue horrible y para colmo tuve una infección en la herida y en la matriz. algo que para mi era maravilloso fue un episodio de miedo, desesperación y angustia. Creo que todos esos médicos no tienen ni un poco de vocación. para que estudiaron medicina si olvidan que tratan con humanos. Ahora estoy bien pero termine detestándolos y perdiendoles el respeto. Ven en una persona todo menos un ser humano, se saben fuertes en esa situación y se engrandecen de ello.

Imagen de Liz

Hola yo soy Mexicana y por desgracia les puedo decir q me toco tener a mi bebe en Barcelona para ser exactos en el Tauli ya que yo radicaba aya y es la peor experiencia de mi vida las matronas que me atendieron verdaderamente malvadas racistas y unas personas sin corazón les
puedo decir q gozan cuándo te ven sin fuerzas retorciendote del dolor y te humillan como me paso que entraban a la habitación donde yo estaba CANTANDO que bueno que te esta doliendo a ti y ami no !!! Y otra me puso música y me dijo te puse música de tu país para q te relajes y le dije pero si esa música no es de mi país yo soy mexicana y me dijo para mi todos los latinos son iguales como todos los chinos son iguales y los negros todos son iguales y me dejo retorciendome del dolor escuchando musica típica de sudamerica o algo así con ese dolor poco ponía atención a la música y eso mo fue todo cuándo me llevaron al paritorio decían estos inmigrantes q solo vienen aquí a tener a sus hijos y ni ciquiera toman las clases de prematernidad pero todo esto en catalán a lo cual yo respondi les entiendo perfectamente yo hablo catalán y si tome mis clases pues para asegurarse me preguntaron dónde las había tomado y con quien esto mientras yo seguia con mi dilatación y mis dolores sin una gota de epidural ya gritando del dolor les dije q me dolia mucho q hicieran algo y me decian si gritas nos vamos y aquí te dejamos sola haber como le haces !!yo me tenía q comer el dolor y no gritar hasta que porfin casi con 8 de dilatación me pusieron la epidural. Fue el mayor trauma de mi vida fue espansoso y quedé con miedo y mucho daño psicológico porque fue mucha la humillación.

Imagen de Liz

Hola yo soy Mexicana y por desgracia les puedo decir q me toco tener a mi bebe en Barcelona para ser exactos en el Tauli ya que yo radicaba aya y es la peor experiencia de mi vida las matronas que me atendieron verdaderamente malvadas racistas y unas personas sin les
puedo decir q gozan cuándo te ven sin fuerzas retorciendote del dolor y te humillan como me paso que entraban a la habitación donde yo estaba CANTANDO que bueno que te esta doliendo a ti y ami no !!! Y otra me puso música y me dijo te puse música de tu país para q te relajes y le dije pero si esa música no es de mi país yo soy mexicana y me dijo para mi todos los latinos son iguales como todos l os chinos son iguales y los negros todos son iguales y me dejo retorciendome del dolor escuchando musica típica de sudamerica o algo así con ese dolor poco ponía atención a la música y eso mo fue todo cuándo me llevaron al paritorio decían estos inmigrantes q solo vienen aquí a tener a sus hijos y ni ciquiera toman las clases de prematernidad pero todo esto en catalán a lo cual yo respondi les entiendo perfectamente yo hablo catalán y si tome mis clases pues para asegurarse me preguntaron dónde las había tomado y con quien esto mientras yo seguia con mi dilatación y mis dolores sin una gota de epidural ya gritando del dolor les dije q me dolia mucho q hicieran algo y me decian si gritas nos vamos y aquí te dejamos sola haber como le haces !!yo me tenía q comer el dolor y no gritar hasta que porfin casi con 8 de dilatación me pusieron la epidural. Fue el mayor trauma de mi vida fue espantoso y quedé con miedo y mucho daño psicológico porque fue mucha la humillación.

Imagen de Sm

Gente asquerosa!!! Ojalá te animes a denunciar aunque sea para que les quede la tachita en el expediente, pero por lo pronto, gracias por compartir tu experiencia, eso nos dice que queda mucho por hacer. Saludos

Imagen de mama

Hola me a pasado exactamente lo que se cuenta aqui tube una niña preciosa pero me paso que cada vez que benia la matrona a reconocerme yo le cerraba asta las piernas del daño que me hacia , y mi marido que enseguida se dio cuenta por miedo a que lo hecharan del paritorio no le decia nada. Pero porfavor que alguien haga algo porque esto no se puede consentir. Me pareece una aberracion para la mujer y como se la trata en estos casos. Y lo peor es que efectivamente acabas pidiendo perdon por como estabas .HORRIBLE

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Email addresses will be obfuscated in the page source to reduce the chances of being harvested by spammers.
  • Email addresses will be obfuscated in the page source to reduce the chances of being harvested by spammers.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.