Mercedes Sánchez

Coordinadora Grupo Local Madrid-Carabanchel.

En contra de lo que me habían prometido, el nacimiento de mi primer hijo no fue el día más feliz de mi vida. Ni siquiera fue el día que él eligió para nacer, porque llegó en una inducción y cesárea innecesarias, perpretadas a conveniencia de la agenda del ginecólogo.

Gracias a El Parto Es Nuestro encontré un camino de información, activismo y compañía que permitió que el nacimiento de mi segunda hija fuera muy diferente...

Ahora sólo espero devolver lo mucho que otras mujeres nos dieron a mi familia.