Febrero 2022

En El Parto es Nuestro nos alegra enormemente la iniciativa tomada desde la Societat Catalana d’Obstetrícia i Ginecología con la creación de un grupo de trabajo sobre la violencia obstétrica. Pese a lo que digan otras entidades como la SEGO, con su discurso obsoleto y negacionista al respecto, que invalidad la realidad de muchas mujeres y familias afectadas por la violencia obstétrica, esta es una realidad reconocida internacionalmente tanto por la ONU como por la OMS. Nos parece esperanzador que las obstetras catalanas lo reconozcan y aborden desde el reconocimiento de la realidad y la complejidad que requiete esta forma de violencia de género.

Por Raquel Sanchis Ros, coordinadora del grupo local de El Parto es Nuestro de València.

El pasado 16 de febrero, las coordinadoras del grupo local de El Parto es Nuestro de València, Raquel Sanchis y Eva Alandes, se reunieron con Mónica Álvaro Cerezo, diputada por Castellón del grupo parlamentario Compromís. A continuación, nos relatan los puntos que se abordaron.

El objetivo de esta reunión era tratar el tema de la Violencia Obstétrica y poner en común qué mecanismos son necesarios para erradicarla.

"Tenemos las tasas más bajas de mortalidad neonatal del mundo"...Es un argumento recurrente entre muchos obstetras y demás profesionales para desautorizar a las usuarias que denunciamos la violencia obstétrica. Sin embargo, esa afirmación no es cierta. Algunos autores como Paul Cassidy ya demostraron hace años como en España se infra-comunican las muertes de bebés acontecidas durante la gestación o en el parto

"Teniendo en cuenta que no existe un protocolo de información homogéneo que obligue a los hospitales a informar al INE de las muertes perinatales y que no se contabilizan los abortos por malformaciones, podemos afirmar que no conocemos las tasas de mortalidad perinatal de nuestro país y que los datos disponibles están claramente subestimados"

Es impresionante ver cómo hemos crecido desde que un grupo de mujeres valientes decidieron unirse y dar comienzo a nuestra asociación, gracias a su labor y a la de quienes estáis apoyándonos al otro lado de esta pantalla, cada día estamos más presentes en muchos espacios. A diario atendemos  y ayudamos a miles de mujeres que buscan un parto y un nacimiento respetados a traves de nuestros grupos en redes. Pero necesitamos vuestra ayuda para seguir avanzando y llegar a los lugares a los que todavía no hemos llegado. Solo lo conseguiremos si lo hacemos entre todas.

Como médica, y como socia de El Parto es Nuestro, me encantaría que todas las mujeres españolas tuvieran la experiencia de parto que se describe en la campaña Gestando Cuidados, promovida por el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (Cgcom). También me encantaría que todos los ginecólogos y ginecólogas, así como los anestesistas tuvieran tan claro que hay que escuchar a la mujer gestante y que hay que tener en cuenta sus necesidades, como los que salen en el vídeo.

Echo de menos a las matronas. Si bien es cierto que España es uno de los países con menor mortalidad infantil, ese no es el único dato importante en la atención gineco-obstétrica.

En El parto es Nuestro seguimos recibiendo a DIARIO mensajes desesperados de mujeres que nos cuentan como con la excusa del covid se vulneran sus derechos más básicos y se agrede a sus bebés recién nacidos no permitiendoles estar juntos.

Este artículo analiza la calidad de la atención a madres y bebés en distintos países durante la pandemia por COVID-19 (1). Los datos hablan por si solos, de 21.007 madres incluidas:

El 23,9% de las mujeres sintieron que no fueron tratadas con dignidad y el 12,5%  sufrieron abusos.