“Parir es Poder” – Semana Mundial del Parto y Nacimiento Respetados, 19- 25 de Mayo de 2014.

A veces es necesario que nos recuerden que tenemos el poder de parir, que somos dueñas de nuestros cuerpos. Sólo nosotras tenemos capacidad de decisión sobre nuestra salud en cualquier ámbito, también en el reproductivo y merecemos todo el respeto por parte de quienes decidimos que nos acompañen en la asistencia al parto. Y viene bien recordar y recordarnos, porque vivimos muchas veces desconectadas de nuestros propios cuerpos.

Las mujeres podemos dar vida y esto nos hace poderosas. Si nos paramos a pensar por un momento en cómo hemos llegado hasta aquí -como especie-, el ser humano vive nuestro tiempo gracias a que nuestras antepasadas pudieron parir a otros. Sintieron esa fuerza enigmática e imparable, cada pujo, cada oleada de dolor y placer; dejaron que se mezclara en ellas un cóctel perfecto de hormonas entre el amor y la supervivencia, que las ayudó con su lejana sabiduría a encontrar el camino hacia la transformación. Y esta transformación lleva sucediendo alrededor de 800.000 años.

Nuestros cuerpos se han ido perfeccionando con el tiempo, adaptándose a las necesidades evolutivas de nuestra especie y dando lugar a nuevas formas de gestar y parir: Al adaptar la postura erguida para caminar sobre dos extremidades, nuestros bebés han tenido que aprender a nacer sin haber completado el periodo de gestación y por ello es tan importante respetar el vínculo físico-mental entre madre e hijo, para facilitar así la exterogestación que finaliza alrededor de los dos años de vida. Es de absoluta importancia intervenir sólo lo necesario (o nada) en los partos en salud, porque, de lo contrario, ponemos en riesgo la vida de la madre y la de su criatura.

Actualmente, España es uno de los países más intervencionistas (en lo que a la asistencia al parto se refiere) de la Unión Europea. Esto no quiere decir que las españolas no tengamos el poder de parir, sino que la gran mayoría de las veces no tenemos la oportunidad de sacarlo. Toda mujer está preparada para parir: las altas, las bajas, las morenas, las rubias, las del norte, las del sur, las de “cadera ancha” y las de “cadera estrecha”… Tú puedes parir; porque eres poderosa; porque eres mujer.

Por suerte, el paradigma está cambiando y poco a poco muchos profesionales toman conciencia del problema e intentan cambiar las cosas desde dentro, actualizando su formación y aportando su saber hacer al sector. 

Gracias ellos, muchas mujeres viven su parto poderosamente. Sigamos esa senda entre todos: profesionales y usuarias, para mejorar la asistencia al parto en nuestro país. Los profesionales, ajustando sus praxis a la última evidencia científica y las usuarias con nuestro poder de parir innato y toda la información a nuestro alcance. 

Respetar el parto y el nacimiento es respetar el poder de las mujeres y los bebés. El poder de crear vida, de dar vida, el poder creador de las mujeres, y el poder transformador de parir.

Es respetar a la humanidad entera: nuestra especie. Es respetar la vida en su primera etapa y ese respeto la acompañará siempre, dejará huella y sólo traerá nuevas formas de respeto.

Parir es Poder


Sobre la Semana Mundial del Parto Respetado, en anteriores ediciones:

2013: ¡Por favor no molesten!   Estamos de parto. - Crónica

2012: El nacimiento y la economía - Crónica

2011: "Por el derecho a parir y nacer cómo quieras, dónde quieras y con quien quieras"

<
Categoría: 
4

Comentarios

Imagen de Nuria Martínez

Bellísimo texto, real y emocionante. Me has traído a la memoria momentos mágicos, llenos del poder más absoluto. Gracias

 

Imagen de La Tribu - Espacio de las Criaturas

Gracias por este post! Nos hemos emocionado!

Imagen de Mónica Martín

Fantástico post Beatriz!!!

Imagen de Lucy

#ParirEsPoder ... poder vivir un momento único e irrepetible en nuestras vidas conscientes y poderosas, tomando decisiones gracias a la información y el apoyo que nos brindan asociaciones como ésta
¡Viva el Parto Es Nuestro!

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Email addresses will be obfuscated in the page source to reduce the chances of being harvested by spammers.
  • Email addresses will be obfuscated in the page source to reduce the chances of being harvested by spammers.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.